Juana Molina: «Lo que estamos haciendo es darnos cuenta que las cosas pueden ser de otro modo»

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on google
Share on linkedin
Share on email

La productora GRL PWR dará incio a un ciclo de conciertos el 25 de mayo en Studio Theater. Luego de la segunda edición del Festival GRL PWR (18 de abril en Quality Espacio) no queda ninguna duda de la potencia femenina y disidente en los escenarios.

La encargada de abrir este ciclo de conciertos GRL PWR es Juana Molina, artista de vanguardia si las hay, moderna y experimental se consolidó primero en la escena internacional y luego en el país. Es que cuando un artista no se mueve dentro de lo que suena en el momento y en el confort estético y musical reinante -digamosle moda- hace ruido. Ese ruido le valió primero la indiferencia en su propio país hasta llegar a un reconocimiento -tardío- por parte de la prensa y el mismísimo público.
Lo cierto es que es una referente indiscutible de la escena intencional indie, electrónica y folk, que pisa escenarios de festivales internacionales de renombre como el Rosklide y el Glastonbury.
Su último disco Halo, editado en el 2017 es un aquelarre de sonidos meticulosos y sombríos que hechizan a cualquier oído dispuesto a perderse en el universo de Juana.

Con la excusa de su visita a Córdoba el próximo sábado, Camila Sosa Villada y Pablo Ramos conversaron con ella en Subversiones.

A propósito de su participación en festivales y shows internacionales a las que esta acostumbrada, confiesa que que le gustan las giras largas – pero no en avión- y que no extraña su casa cuando esta de viaje porque entra en un “ritmo medio mántrico”

¿Te gustan las giras largas?

– Me gusta esa rutina de llegar, probar sonido, tocar y después comentar el show, nos vamos todos a dormir y al otro día lo mismo, y queda todo en una especia de pasado rarísimo y con la gente de la banda se arma una especie de familia adolescente.

– Y ademas enfrentas esas culturas, te vas a China a lugares rarisimos donde tocan, la única manera es hacer familia…

-Yo fui aprendiendo, hay gente muy joven que ya sale sabiendo desde chica, yo tuve que aprender mucho, la pase muy mal muchos años, sufría cuando las cosas no salían bien. Pero ahora realmente no pasa nada de todo eso, cuando las cosas salen mal no nos ponemos tan mal. Por ejemplo el año pasado fuimos a tocar a uno de los festivales mas grandes del mundo que es el Rosklide en Dinamarca y no llegaron los instrumentos. Y era suspender o volvernos y que no nos pagaran y que fuera todo una gran depresión o salir con lo que había ahí. El show no podemos hacerlo con cualquier cosa porque tenemos looperas y todos los sonidos ahí. Y bueno, hicimos una especie de show bastante punk con batería, bajo y guitarra y para los fans fue increíble el show porque fue totalmente imprevisible, muy inesperado y fresco y ademas vieron como era zafar de una situación así.

Yo te sigo en Instagram y estuve muy copada con las historias cuando subías las cartas que te enviaban antes ¡qué maravilla!

-Tremendo. Cartas de amor y algunas cartas con declaraciones así como “yo no se que me pasa, pero cuando estas siento que…” yo no me acordaba, ahora releí todo. Yo era muy joven, tenia 25 o 26 años y estas en otro lugar a esa edad. Para empezar yo era un poco mas soberbia, soberbia de pobre, ahora pienso en esa soberbia y me da pena. Estaba como muy segura de mi misma.

Yo creo que estabas acertada totalmente, que estuvieras segura de vos misma es porque eras muy genial a los 25 años.

-Si, lo que pasa que como no era mi verdadera vocación – la actuación- y lo hacia porque me salia bien. No me pasa lo que me pasa con la música que es todo una preocupación si no es la nota perfecta. Lo otro no lo seguí haciendo porque tenía muchas ganas de hacer música desde antes de hacer el programa – Juana y sus hermanas – y me fue bien y soy muy feliz haciéndolo.

¿Tuvo que ver tu papá que era un músico tan refinado… tan elegante?

-Yo creo que él tuvo que ver con que no lo hiciera antes, porque era tan exigente con lo musical. Él tácitamente pero muy claramente no quería que yo hiciera cualquier cosa. Él quería que yo entrara por la puerta grande y yo decía ¿que puerta grande? No podes entrar por la puerta grande si no conoces los pasillos, si entras por la puerta grande te perdés ahí adentro.
Creo que era una especie de admiración y exigencia terrible. Eso es muy paralizante también porque todo el tiempo estas bajo un dedo critico muy poderoso que te paraliza. En cambio cuando no hay expectativas, vos haces, cantas medio mal, mas o menos bien, a la gente le empieza a gustar de a poco y todo se empieza armar de una manera mas natural. Yo creo que eso no lo tuve. Y después se sumo mi fama como actriz que hizo que la gente que me iba a ver ya me veía con otros ojos.


«No podes entrar por la puerta grande si no conoces los pasillos, si entras por la puerta grande te perdes ahí adentro»

– En las grabaciones y en vivo Halo esta sonando increíble, brujeril total, un hechizo…

– Los otros días paso algo increíble y es que estabamos tocando acá en el festival nuestro y llovía, lloviznaba estaba horrible el tiempo, y cinco minutos antes de salir dejo de llover y al cuarto tema que es Paraguaya -una canción a la luna- salio la luna llena. Increíble.

-Y la minas estamos muy conectadas, ademas con esto del poder de las mujeres…

– Yo antes de todo este movimiento siempre pensé que las mujeres habían sido muy oprimidas justamente por su gran poder.

– ¿Como ves algunas cuestiones que se van concretando en esa transformación de cierto poder patriarcal, como lo que implica la media sanción del proyecto del cupo femenino en los festivales?

-A mi no me parece que las artes tengan que ser medidas por los géneros, pero si me parece que el sistema en el que estamos nos obliga a tomar determinaciones así. Porque cuando yo me descubrí a mi misma con ideas preconcebidas que responden al patriarcado como por ejemplo ser muy pero muy fan de un disco -instrumental- y durante años pensar que era un tipo y enterarme diez años después que era una chica, cuando yo me descubrí en ese lugar y me horroricé como me horroricé de haber tenido semejante pensamiento dije claro, somos todos machistas culturalmente y lo que estamos haciendo es darnos cuentas que las cosas pueden ser de otro modo. Realmente hay que desarmarse y armarse de nuevo.

«Lo que estamos haciendo es darnos cuentas que las cosas pueden ser de otro modo. Realmente hay que desarmarse y armarse de nuevo»

Juana Molina se presentará este sábado a partir de las 20hs en Studio Theater. Invitada: Kaleema.

Acá la nota completa: