«El deporte en manos de mafiosos»

26.7.21-Subversiones Editorial Olimpiadas

compartir

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter

El deporte profesional ha quedado en manos de mafiosos
al servicio de las corporaciones que hacen fabulosos negocios
con el esfuerzo de los atletas y la pasión de multitudes
las instituciones burocráticas como AFA, FIFA, o el comité Olímpico
han vendido el alma deportiva y han creado una usina de poder económico
Vale una historia para contar la perversión del sistema
En 1968 en plena guerra de Vietnam, Mayo Frances, Masacre de Tlatelolco, asesinato de Martin Luther King, represión de la Primavera de Praga
se celebraron los juegos olímpicos en México
Dos atletas afronorteamericanos salieron en el primer y tercer lugar en la carrera de 200 metros
entre ellos se coló un corredor australiano
para protestar por la situación de discriminación racista en Estados Unidos
decidieron subir al podio con un guante negro en homenaje a las Panteras Negras
mientras sonaba el himno yanqui levantaron sus puños
en una foto que ha quedado instalada en la historia del deporte
el coloradito y blanco que quedó entre los militantes negros
se unió a la irreverente manifestación
el costó de ese gesto subversivo sería altísimo
Los velocistas negros Tommie “Jet” Smith y John Carlos
fueron expulsados de la Villa Olímpica en cuanto bajaron del podio
perseguidos y amenazados en Norteamérica
terminaron cargando bolsas en puerto y lavando autos
pero a Norman no le fue mejor en Australia,
expresar apoyo a la equidad racial fue condenarse al ostracismo.
Lo echaron del equipo nacional y lo relegaron al olvido
Era el mejor velocista de la historia australiana pero no existía.
Incluso en la estatua que se erigió en California,
conmemorando aquel podio de México 68,
el segundo lugar estaba vacío.
Murió sin que nadie le pidiera perdón, el 9 de octubre de 2006.
Los ya sexagenarios Smith y Carlos viajaron hasta Melbourne y llevaron el féretro en el funeral.
la historia nos dice que la dignidad no cotiza en el mercado del deporte profesional
pero marca un camino de esperanza para los atletas de la vida.

¡Hola! En Subversiones somos un equipo de trabajo que se sostiene autogestivamente.

Si te gusta nuestro contenido podés invitarnos un cafecito:

Invitame un café en cafecito.app

«Van de a miles»

Van de a miles amuchados caminan miles de kilómetros a pesar del hambre de la fuerzas policiales de las pandillas de las aduanas de los mosquitos de los paramilitares de

Leer más