«Kurt Cobain murió»

compartir:

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin

Un disparo que aún resuena en los mentes de mi generación
Esa generación que Cobain odió desde el amor.
La muerte no es el fin
seguimos repasando sus canciones en otro siglo
perdimos un profeta pero no la religión
nos agarramos de su guitarra para encontrar salvación
donde él no lo halló
El día que Cobain se mató
después de inyectarse tres dosis de heroína
y volarse la cara con una escopeta
muchos estaban mirando MTV
atravesando el desierto de los noventas
sin plata sin dioses sin revoluciones
no importa
el dejó su cadáver hermoso
su hija y su esposa rocker
una banda que sonaba en todas las radios
un nuevo martirio del negocio musical
una tribu desencantada sin consuelo
Kurt no se bancó esa cultura del aguante
la de las drogas y el vacío
la de la fama y el dolor
la del rock y la furia
Cobain no se mató por nadie
pero nos dejó huérfanos
otra generación perdida
otro fantasma del hastío
otro golpe bajo y traicionero
que duerma con ángeles
que canten sus canciones
ácidas poesías
gritos desesperados
No fuimos a su funeral
pero nos vestimos de negro
No importa
Cobain se mató y pasó a ser historia
nosotros estamos vivos
pero el tiempo es el mismo
ese que arde como un infierno
donde es mejor quemarse
que desvanecerse