Subversión de textos de Eduardo Galeano

compartir:

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin

La tierra no nos pertenece
nosotros pertenecemos a ella
somos sus hijos
¿Tiene dueño la tierra?
¿Cómo se ha de vender?
¿Cómo se ha de comprar?
Ella nos cuida y nosotros la cuidamos.
Desde abajo de la tierra, los muertos la florecen.
Bailan y cantan sus hijos
Y le pedimos perdón
por tanto daño,
tierra saqueada,
tierra envenenada
La Pacha no habita el Cielo
Vive en las profundidades del mundo,
allí nos espera:
la tierra que nos da de comer
es la tierra que nos comerá.