«Ya no voy a ceder»

rosa parks sub
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter

Las desigualdades sociales se naturalizan
para asegurar el dominio de los poderosos
hace 67 años Rosa Parks dijo no al racismo
galvanizando el grito de protesta de millones de afronorteamericanos
La humilde costurera se negó a dejarle su asiento en el colectivo a un hombre blanco
estaba rompiendo una de las reglas de la discriminación
los negros nacían en hospitales separados
los enterraban en zonas diferentes,
no podían estudiar en las escuelas para blancos,
ni viajar en sus asientos,
ni comer en sus restaurantes,
ni orinar en el mismo baño público
Pero Rosa ese día de diciembre de 1955
dijo: Ya no voy a ceder
Por eso fue encarcelada y multada
El 70% de los usuarios del transporte público eran negros
pero debían ceder sus asientos a los blancos
así comenzó el boicot al sistema de colectivos
que al borde de la quiebra decidió cambiar esa regla
pero el orden racista era omnipresente
y la lucha se convirtió en una avanzada humanista
marcando el camino de la acción subversiva
junto a los emblemáticos Marthin Luther King, Malcom X, Mandela
pusieron en marcha multitudes que caminaban pidiendo libertad e igualdad
nuestros pies están cansados pero tenemos el alma libre
cantaban y seguían
a pesar de los golpes, los insultos, los asesinatos
y en ese andar contra la corriente nos hicieron mejores humanos.